miércoles, 21 de septiembre de 2016

Comienza el curso 2016-2017

      
       Comenzamos un nuevo curso de Filosofía y las preguntas vuelven a resonar en el aula, aunque con vuestros libros de texto científicos cargados de conocimientos, no es extraño que os preguntéis qué papel puede tener la filosofía en un mundo donde, cuando queremos saber algo, acudimos a la ciencia. 

     Aunque ninguna ciencia zanja de una vez los problemas que se plantea y resuelve, si es verdad que una vez respondida científicamente una pregunta, se considera ya un conocimiento aceptado, pues el método científico avala y garantiza su validez, de ahí que no hay urgencia por volver a plantearnos de inmediato esas preguntas hasta que los hechos o nuevas investigaciones los conviertan en problemáticos de nuevo, así que quedan momentáneamente canceladas dichas preguntas.

     Sin embargo, hay otro tipo de preguntas que no se pueden cancelar nunca, como qué es la libertad, o qué es la belleza o la muerte, o la verdad. No hay una respuesta, sino respuestas que nos permiten convivir con esas preguntas. Son temas que tienen tal cantidad de registros que atañen al fondo de nuestra condición humana, que cancelarlas sería cancelarnos, cerrarlas sería cerrar nuestra humanidad.

     La filosofía no responde a las preguntas sino que nos mete de cabeza en ellas para que reflexionemos y nos equivoquemos si es necesario, afortunadamente no pensamos solos, otros nos ayudan a pensar, como los gigantes del pensamiento que nos precedieron y que, afortunadamente, todavía podemos conocer a través de La historia de la filosofía que es la historia de las preguntas y de las respuestas que las acompañan y que pueden continuar, y que pueden ayudarnos a convivir con esas preguntas.

    Los temas que vamos a abordar en clase este curso tienen tal cantidad de registros, que atañen al fondo mismo de nuestra condición humana, que no nos será posible plantearlos con toda la profundidad que quizás requieran, pero al menos deseo que despierten o alimenten vuestro apetito por la reflexión, por el diálogo, por los argumentos bien fundamentados, por la belleza, la justicia y la bondad, afianzando así vuestro derecho a pensar por vosotros mismos aun a riesgo de equivocaros.

 Porque ninguna pregunta es ingenua ¡Bienvenidos al blog queesunamanza!



lunes, 19 de septiembre de 2016

¿Está justificado el uso de animales en experimentación científica?

Cuando aparece el debate de cómo debe ser el comportamiento de los animales humanos con otros animales, el tema de la experimentación aparece en primer lugar; está claro que hay argumentos de peso que cuestionan que la tradición y el consenso público de una práctica cultural pueda justificar el maltrato y la crueldad con la la diversión como último objetivo, por mucha tradición y siglos de historia que tenga a sus espaldas; ahora bien, cuando nos acercamos al tema de la investigación clínica con animales está claro que los argumentos se modulan en aras de su utilidad (otro tema es la investigación con seres humanos, cuestión que no vamos a abordar ahora). La pregunta que debemos hacernos, no como expertos sino como una ciudadanía responsable que reflexiona públicamente sobre los problemas de nuestra sociedad es si la ciencia ha de aceptar ciertos controles éticos cuando se enfrenta a prácticas que entrañan sufrimiento para otros seres vivos.  No podemos dejar de considerar la necesaria  autonomía de la ciencia para investigar aquello que considere un bien social importarte, pero a lo mejor sería deseable encontrar un equilibrio aceptable de modo que la autonomía científica sea respetada, y los valores éticos, también.

Esta es la cuestión que el próximo miércoles el equipo de "Regueifas de Ciencia" de la USC volverá a a someter a discusión pública en la Facultad de Ciencias de la Comunicación de Santiago de Compostela a las 20.00 horas.

Para el debate contaremos con cuatro especialistas para que confronten sus posturas.

El equipo a favor de la experimentación animal lo componen el filósofo Fernando Savater y Emma Martínez-Sánchez, de la Asociación Europea para la Investigación Animal (EARA). 

Los detractores serán el filósofo y profesor de la USC Óscar Huerta y el abogado y miembro del comité científico del Centro para la Ética Animal de la Universidad Pompeu Fabra, Eze Paez.

En el debate del miércoles se encontrarán dos posturas fuertemente enfrentadas. 

Por una parte, la de la comunidad científica que defiende estas prácticas a la vista de la multitud de controles y normativas para garantizar que se utilicen animales solo en aquellos casos en los que no hay alternativas. Argumentan que no se puede hacer ciencia sin ellos, por lo menos mientras los ordenadores no sean capaces de mimetizar la complejidad de un organismo.

Por otra parte, los detractores de este sistema se preguntan hasta qué punto es lícito o ético llevar a cabo experimentos con animales y si compensa su sufrimiento a cambio del beneficio humano. Ponen en entredicho ciertos experimentos como la inoculación de virus, descargas eléctricas, privación de comida, intoxicaciones o aplicación de substancias irritantes en los ojos y en la piel.

¡Lo más interesante es que todos podéis participan!

Además de dar a conocer los argumentos de las distintas posiciones alrededor de un tema, los debates cumplen una función de aprendizaje y enriquecimento en la audiencia que participa de él. De hecho, para comprobar la efectividad de esta clase de acciones dialécticas, a la entrada en la sala se le preguntará al público a través de un sistema de voto electrónico cuál es su postura inicial sobre el tema a tratar, que será comparada justo al final del debate.

El equipo que organiza estos debates, que se retransmiten en streaming desde la facultad, comenzó ya a preparar el terreno de la regueifa animando la un debate previo a través de sus cuentas en Facebook (http://www.facebook.com/regueifas) y Twitter (@regueifaciencia).

Yo os animo también a participar en este blog.

Fecha del Evento: 21/09/2016-21/09/2016
Lugar:Facultad de Ciencias de la Comunicación, Campus Norte, Av. de Castelao. Hora: 20.00 horas
http://www.regueifas.org/




viernes, 3 de junio de 2016

El ser humano



Recientemente en clase de filosofía se comentó un caso de un mono que sería sometido a un proceso judicial debido a  malos tratos. En cierto momento se dijo que solo los seres humanos tienen derecho a ser juzgados en un tribunal. Esto nos plantea la pregunta: ¿Qué es un ser humano?
Al buscar una respuesta a esta pregunta lo primero que piensas es en nuestra especie el Homo Sapiens Sapiens. Pero nuestra especie proviene de la evolución de otras especies anteriores, así sucesivamente hasta remontarte a los primates de la sabana. Todo este proceso es conocido como la evolución del ser humano. Es aquí donde la pregunta ¿qué es el ser humano?, comienza a plantear otras cuestiones para poder ser respondida.
Otra cuestión que surge es respecto a las inteligencias artificiales, una pregunta que años atrás no podría ser ni formulada. Podrían ser estas consideradas seres humanos.
De esta manera establecemos tres cuestiones que nos darán una idea de lo que es el ser humano:
       ¿Son las inteligencias artificiales humanos?
       ¿Solo nuestra especie son los seres humanos?
       ¿Son todos los seres vivos seres humanos?


Según Wikipedia una inteligencia artificial es un área multidisciplinaria, que a través de las ciencias de la computación, las matemáticas, la lógica y la filosofía, estudia la creación y diseño de sistemas capaces de resolver problemas  por sí mismos utilizando como paradigma la inteligencia humana.
Ya se nos está planteando aquí la primera condición. Las inteligencias artificiales, mediante unas órdenes previamente insertadas en su memoria, pretenden imitar el comportamiento humano frente a una condición. Pero, ¿solamente con imitar te puedes considerar un humano? Por una parte, el sistema de aprendizaje de los humanos se basa en la imitación; de esta manera las inteligencias artificiales serían consideradas humanos. En cambio, cuando un ser humano nace, lo primero que se hace es pegarle para que llore por primera vez y así inhale aire por los pulmones. Este es un acto que el ser humano no realiza por imitación, lo realiza por instinto. Esta es una de las cualidades que tiene el ser humano de las cuales carecen las inteligencias artificiales. Realmente, las inteligencias artificiales se basan en realizar una serie de acciones que les han sido programadas previamente; si se les presenta un caso en el cual no obtienen una respuesta programada en su base de datos, esta no sabría qué hacer y haría cualquier acto o simplemente no haría nada.


Respecto a los seres vivos, podemos decir que no todos son seres humanos. Esto se debe a que carecen de inteligencia, una de las cualidades que posee todo ser humano pero no todo ser vivo. Pero, lo que sí podemos pensar es que los animales sí lo son porque ellos poseen una mente con la que forman ideas. Ya aclarada la situación, podemos ir investigando los diferentes comportamientos de los animales para poder identificar a cuales considerar como seres humanos. Según un artículo publicado en El País, hay una serie de animales que son capaces de reconocerse en el espejo y de esta manera son capaces de formar una idea del yo. A medida que avanza el artículo se hace referencia al test de Alan Turing, una prueba con la cual se consigue identificar a las inteligencia humanas, es decir, a seres humanos. Esta prueba consiste en ser capaces de engañar a un juez haciéndolo dudar de sí mismo. Según el artículo las inteligencias artificiales lograron pasar este test, pero anteriormente les tuvieron que enseñar y como ya se ha mencionado, sus respuestas son obra de un humano. Lo que podemos deducir de este test es que para ser un humano, además de poseer una inteligencia, debes ser capaz de poder manipular cualquier elemento que se te presente para poder usarlo a tu favor (por uno mismo).


Los seres humanos solemos compararnos con los animales, en si ellos pueden ser también humanos, pero también tenemos razones para compararnos con las plantas. En una publicación en Faunatura, hay un estudio que revela qué las plantas también sufren e incluso se llegan a defender, esto se debe a la hormona del peligro o también llamada ``jasmonato", entonces, ¿qué son las plantas?, ¿son seres humano? Evidentemente no lo son ya que no tienen la capacidad de pensar ni de comunicarse entre ellas pero es interesante este rasgo característico ya que las plantas nunca se plantearon como que pudieran ser humanas solamente por su aspecto físico pero como podemos ver tenemos algunas cosas en las que coincidimos lo suficiente como para poder discutir esta opción.


La conclusión que podemos sacar de todo esto es que nosotros como seres humanos estamos desempeñando un papel muy importante en el mundo con el poder que tenemos, y nuestra principal característica para diferenciarnos de otros seres vivos que no son humanos o que al menos no los consideramos como tal es que no tienen la capacidad de poder pensar por sí mismos y tomar las decisiones que queremos. Porque como señalaba antes las inteligencias artificiales no hacen más que la simple función de hacer lo que se le está programado que haga y con esto no se va a conseguir que piensen por sí mismos, algo que por el momento es imposible hacer, pero si fuéramos capaces de crear unos robots que tomaran sus propias decisiones,   ¿qué categoría les pondría la sociedad? Probablemente la sociedad les pondría la etiqueta de clones o algún término parecido pero en ningún caso les llamarían seres humanos ya que la gente para considerar que algo es humano tiene que verse reflejado en ello y seguramente una gran parte de la población no se vería reflejado en una máquina, porque al fin y al cabo sigue siendo una máquina creada por el hombre para conseguir otros seres humanos. Si muchos inventores tienen la mentalidad de crear otros seres humanos, estos fracasarán ya que a los humanos ,o al menos a muchos de ellos, nos les gusta verse reflejados en una máquina.

En el caso de los animales ocurre lo mismo que con los robots o inteligencias artificiales, que como no tienen la capacidad de pensar por ellos mismo no se pueden denominar como seres humanos. Pero es notable la evolución de muchos animales y que cada vez van desarrollando más la capacidad de pensar y quizás algún día nos podamos plantear muy seriamente si son realmente humanos o no pero por ahora es una respuesta bastante automática.

Por la parte de las plantas no es más que una simple curiosidad lo que tenemos en común pero quizás esto pueda desarrollarse hasta llegar a ser humanos también pero indudablemente están infinitamente más lejos que los animales o los robots de calificarlos de seres humanos.

Resumiendo, los seres humanos son aquellos seres que poseen la capacidad de pensar por sí mismos y tomar decisiones de una manera racional.

Fuentes consultadas:
  Los monos que aprendieron a reconocerse en el espejo- El País                
  Las plantas también sufren- Faunatura
        Enlace-   http://www.faunatura.com/las-plantas-tambien-sufren.html

 Miguel Lourido Soto y Jorge Posada Soto  
 1º BACH A

¿Dónde están los límites del ser humano?

¿Qué significa ser un ser humano hoy en día?

El pasado mes de abril cerró sus puertas en el Centro Cultural Contemporáneo de Barcelona (CCCB), una exposición que examinaba los posibles caminos de futuro de nuestra especie. Hubiera sido interesante que hubiésemos tenido la oportunidad de visitar la muestra pues habría sido un complemento perfecto al trabajo desarrollado en esta evaluación. La pregunta que planeaba toda la exposición era si los humanos como especie tenemos límites, habida cuenta que el anhelo por superar las limitaciones de nuestra corporalidad se ha visto recompensado gracias al desarrollo de la tecnología y la ciencia en sus diversas manifestaciones: neurotecnología, cibertecnología y nanotecnología aplicadas a la biología humana.

Como hemos abordado en la clase todas las posibilidades que nos ofrecen hoy los desarrollos científicos implican, como ya sabéis, la necesidad de que nos replanteemos los límites de lo socialmente y éticamente aceptable. Muchas son las preguntas que estaban presentes en los distintos escenarios de la muestra. Como ejemplo os dejo algunas que pueden ser motivo de debate y discusión en el blog:

¿Nos acercamos a una singularidad de una hibridación hombre-máquina, o perdemos facultades debido a la dependencia siempre en aumento respecto a las extensiones tecnológicas del cuerpo?

 ¿Creará la bioingeniería una nueva raza de humanos?

¿Cómo evolucionará nuestra interacción con los robots? 

¿Nos puede ofrecer la realidad virtual una forma de vida alternativa?

¿Tendremos que modificar nuestra biosfera para sobrevivir al cambio climático?

¿Cómo podemos modificar más racionalmente los entornos que habitamos?

¿Es el alargamiento de la longevidad humana una magnífica aspiración o una terrible amenaza para el planeta?

¿Viviremos en el futuro una forma diferente de mortalidad?


Después de nuestra muerte física, ¿seguiremos siendo visibles en la red?, ¿a quién corresponde la decisión sobre nuestro legado digital?

Para seguir investigando os dejo este reportaje sobre la exposición que fue publicado en el diario El País de Pau Sanclemente y Jessica Mouzo Quintáns sobre+HUMANOS. El futuro de nuestra especie

http://elpais.com/elpais/2015/10/30/ciencia/1446218114_554743.html

jueves, 2 de junio de 2016

Tatuarse es algo natural?

Tomar la decisión de hacerse un tatuaje no siempre corre por una línea recta y libre de información contradictoria.
Puedes encontrarte con una interminable lista de reacciones negativas por parte de las personas a tu alrededor.
Si hay algo contra lo que no pueden ganar jamás los "tatuados" es a los prejuicios basados en la apariencia de las personas y, en este caso, quien discrimina, ataca, ofende o simplemente no acepta a alguien porque está tatuado, denota una falta de cultura.

Y es que los antecedentes más antiguos de los tatuajes se remontan a miles de años. Sí, Otzi, el famoso "hombre de hielo" del que fuera recuperado su cuerpo en los Alpes en 1991, tiene en sus muñecas, espalda y piernas una serie de tatuajes en forma de líneas. No solo eso, en Japón, en tumbas que datan de 3 mil años A.C. se encontró cerámica que representaba a los muertos con marcas faciales.

A lo largo de diversas culturas y épocas, los tatuajes han estado dotados de significados que van desde lo mágico, curativo, social. También han tenido atribuciones religiosas y usados en momentos de guerra para hacer a sus combatientes más intimidantes, como el caso de los tatuajes faciales maories.

Hace unos años no se aceptaba a las personas tatuadas. Estar tatuado  era algo antinatural,por ese motivo no aceptaban a las personas tatuadas en ciertos trabajos.
En la actualidad esto ha ido cambiando,aunque como antes decía, no del todo, porque somos de costumbres,de seguir lo  habitual y  todo lo nuevo es  criticado por la sociedad.

Sara García 1ºE

miércoles, 1 de junio de 2016

Justicia y anillos

Últimamente el telediario está lleno de noticias sobre los fraudes y paraísos fiscales, como es el caso de Panamá, donde muchas personas de renombre albergaban su dinero en empresas fantasma, pues de este modo se ahorran pagar los impuestos a hacienda. Muchos son los nombres que se han desvelado de esta lista, Imanol Arias, Leo Messi, Jackie Chan,Petro Poroshenko…Pero estos defienden su inocencia con el alegato de “yo no sabía nada”. Esto me hizo plantearme el por qué gente con tanto dinero como poseen estos individuos necesita tener aún más. Llegue por esta vía al concepto de justicia e injusticia, y respecto a esto hallé una reflexión de un antiguo filósofo griego, un tema que ya habíamos mencionado en clase, “el anillo de Giges”

En sus libros de La República Platón presenta entre otros el problema de la justicia, y presenta la clave para comprender porque en la actualidad existen tantos casos de corrupción e incumplimiento de leyes. Pues todo tiene su origen en la sensación de impunidad de quienes actúan así.

El contexto del relato es el siguiente: Glaucón y Sócrates, dos filósofos a su vez, entablan un diálogo sobre qué es la justicia y ser una persona justa. Las preguntas son de envergadura y, para intentar encontrar una respuesta, a Glaucón le parece oportuno contar la historia del anillo de Giges.

Resumiendo un poco este mito, trata sobre un pastor que estaba al servicio del rey de Lidia, el cual estaba apacentando y sucedieron unos terremotos que abrieron una grieta en el suelo. Este bajo por la hendidura y hallo un caballo de bronce que dentro albergaba un cadáver de una talla mayor que la humana. El pastor decidió hacerse con el anillo que tenía el muerto, que consideraba una sortija normal, hasta que descubrió que al girar tal anillo se volvía invisible a los demás. En cuanto descubrió las propiedades mágicas del anillo, Giges lo usó para seducir a la reina y, con ayuda de ella, preparó una trampa al rey y lo asesinó, usurpándole la corona.


Con esto quiero decir que muchas de las personas a las que consideramos justas, cuando se le presenta la ocasión de evadir la ley sin que nadie se entere, como es en el caso de los fraudes, lo harían sin vacilar un instante, total, nadie va a saber lo que hicieron. ¿Y tú, si tuvieras el anillo, seguirías siendo justo?

André Campos- 1 BACH A

Personalidad

Hace unos cuántos años le hicieron una entrevista a una chica que en los últimos años se convirtió en un personaje realmente importante en el mundo de la fama debido a su personalidad. Dicha famosa lo único que hacía era enseñar al mundo su verdadera forma de ser, pero al hacer tal cosa, fue criticada y odiada por mucha gente. De alguna forma,la gente la criticaba porque no le gustaba como esta chica daba sus conciertos porque su actitud no era normal, es decir, salía por fuera de los cánones que la gente crea dentro de la sociedad. Ella admitió que no le importaba lo que la gente decía, que prefería ser natural y no un producto diseñado para la sociedad. Y ese es uno de los problemas de hoy en día en la sociedad, si no eres como todos te tachan dentro de la sociedad. Marta Estevez Agra 1°BACH E

martes, 31 de mayo de 2016

Refugiados

 Un día si y otro también vemos en el telediario noticias de los refugiados, de barcos que vuelcan con centenares de personas y niños pequeños que se ahogan o que con mejor suerte llegan vivos pero pierden a sus padres en la travesía.
Pero sabemos ¿Qué es un refugiado? ¿Qué les hace abandonar sus países? ¿Qué diferencia hay entre un refugiado y un emigrante?
Un refugiado es una persona que "debido a fundados temores de ser perseguido por motivos de reza, religión, nacionalidad, pertenencia a un determinado grupo social u opiniones políticas se encuentra fuera de su país. Un refugiado escapa de su país por no tener la protección suficiente por parte de su país.
Lo que hace diferente a un emigrante de un refugiado es que el primero abandona su país voluntariamente en busca de una vida mejor, mientras que los refugiados buscan su seguridad no una situación económica mejor.
La mayoría de los países desarrollados están a favor de acogerlos, pero todo este proceso  va muy lento y vemos como estas personas malviven en tiendas de campaña sin agua potable rodeados de barro y con el frío que pasan, mientras que los países que se llaman desarrollados van poniendo parches a una situación difícil de arreglar.


                                                                                                              Juan A. Alonso Campos
                                                                                                              1º Bach E

lunes, 30 de mayo de 2016

¿Los personajes públicos están deshumanizados?


Hace unos días vi una entrevista en internet a un personaje conocido públicamente, en la que este confirmaba lo que todos los famosos: el precio de la fama es la pérdida de libertad. Es decir, una vez que te conviertes en un personaje público, tu vida deja de ser privada, empiezas a preocuparte por cosas a las que antes de serlo no le dabas importancia, o al menos no tanta, como salir a la calle siempre maquillado o vestido de gala, salir en todas las fotos con buena cara, tener un físico excelente, sin permitirse el lujo de tener un mal día, porque tu vida pasa a ser de interés público. Esto me hizo pararme a pensar.

En clase, hemos visto que una de las características más importantes del ser humano es la libertad. El no estar determinado a ser algo concreto a pesar de estar condicionado por diversos factores (cultura, genética...). Entonces, la pérdida de esta libertad, ¿deshumaniza a un ser humano? De ser así, una persona famosa sería menos humana por el hecho de ser famosa. Además estos personajes públicos no son avisados antes de saltar a la fama de esta gran pérdida. Se escuchan muy a menudo las desventajas de que su vida se haga pública, pero siempre da la  impresión de que tan solo son exageraciones, y que la realidad no es para tanto; cuando muchas veces, la realidad supera a la imaginación. Es curioso, porque a la mayoría de la gente, en un principio, no le importa este precio; sin embargo, el mismo precio (su libertad) es el que pagan los reos  cuando son encarcelados. En esta situación, generalmente, la personas ya son más precavidas, tienen más prejuicios y les parece un alto precio. ¿Por qué, si el precio es el mismo? ¿Acaso no es suficiente?